David del Río (Málaga)

28 de agosto (Ibercine).- La película mexicana “Blanco de verano”, ópera prima del joven director mexicano Rodrigo Ruiz Patterson, recibió aplausos y buenos comentarios de la prensa en su estreno en competencia en la 23 edición del Festival de cine de Málaga.

La cinta compite con otras 14 de España principalmente pero también de Latinoamérica por el principal premio del certamen, la Biznaga de oro a la mejor película del festival, el primero de los principales de España en celebrarse de forma presencial.

“Es un verdadero honor estar en este festival. El festival de Málaga es un festival que está apoyando muchísimo al cine mexicano (…) En México tiene muy buena fama en su organización y programación y vinculación, por eso estamos muy contentos de estar acá” declaró Ruiz Patterson desde México en una rueda de prensa virtual celebrada con el Teatro Cervantes de Málaga, sede del festival.

La película cuenta la historia de un adolescente que vive felizmente solo con su madre, papel que interpreta Sophie Alexander. Pero de repente su madre inicia un noviazgo. Carcomido por los celos, el joven estalla su ira contra la pareja cuyo papel protagonista masculino encarna el actor Fabián Corres.

Rodrigo Ruiz Patterson explicó a los medios que “ficcionó” la historia de su propia adolescencia con su madre soltera, a la que se encontraba muy unido.

“Yo crecí con una madre soltera y por mi vida desfilaron muchos padrastros con los que tuve muchas relaciones y cuya relación permea y con mi madre tuve una relación muy cercana. Pero todo es ficción ninguna de las escenas sucedió” explicó Ruiz Patterson.

“Fue como echar un gancho al pasado y ver qué salía. Fue escribir una historia de mi infancia que decidimos ficcionar el guionista (Raúl Sebastián Quintanilla) y yo” agregó.

Además de ser la ópera prima del director, la película supone también el debut de su protagonista, el joven Rodrigo, que encarna el actor Adrián Rossi, un intérprete no profesional que ha impactado en Málaga con su actuación en la película.

“Salió mucho de mi porque el personaje no se parece nada a mí. Fue un trabajo duro. Tuve mucha ayuda de Rodrigo y de Sophie” comentó Rossi.

“No queríamos que fuera un actor con formación porque creemos que en México los intérpretes están muy viciados por ciertas prácticas para que funcionen en televisión de una manera forzada. Queríamos naturalidad” explicó Ruiz Patterson.

La proyección en Málaga supone el estreno en España y Europa de la cinta que en estas mismas fechas participa en el Festival de Lima, en Perú, que se celebra paralelamente al de Málaga, pero en formato online.

Previamente “Blanco de verano” fue estrenado en el Festival de Sundance.

La película todavía no tiene fecha de estreno en México aunque podría estar en algunos de los grandes festivales que se celebrarán en México en el último cuatrimestre del año, Guanajuato, Morelia, Los Cabos o Guadalajara.

“En México todavía falta por decidir donde será el estreno mexicano” comentó.

El destacado director mexicano Alonso Ruiz Palacios asesoró a Rodrigo Ruiz Patterson en el desarrollo de la película en virtud del acuerdo de coproducción.